niño

Victoria y Paul, 45 años
Paul y yo hemos intentábamos de hacerse padres por más de 20 años. Tengo el síndrome de Asherman, una enfermedad en la que aparecen adherencias en el útero. Debido a esto, tuve dos abortos espontáneos y un embarazo ectópico. Hacer FIV con esta imagen de la enfermedad es inútil. En algún momento me quedó claro que yo misma no podría gestar al niño.Entonces nosotros con Paul tratamos de adoptar un niño en Rusia. Pasamos chequeos, recolectamos un millón de documentos y confirmamos que somos una buena familia potencial. Pero luego se empezaron algunas dificultades. En la agencia con la que trabajamos, dijeron que las leyes están cambiando en el país y ahora es difícil para los extranjeros adoptar el niño. Así que nosotros por cuarta vez NO nos convertimos en padres.
Más detalles
Carlos (39) y Simona (41)
Nos dirigimos a la agencia VittoriaVita según las recomendaciones de nuestros amigos. Seis meses antes del inicio de nuestro programa sus gemelos se nacieron en Ucrania por lo que estábamos al tanto de las características, pagos, documentos, etc.Cuando empezamos con el programa se lo contamos a nuestros familiares. Era arriesgado)) La mayoría de ellos son muy religiosos y aún creen que hemos cometido un pecado. Fuimos acusados por mucho tiempo, fuimos disuadidos, nos dijeron que íbamos en contra de Dios. En general esta conversación nos tomó muchos nervios)) Pero no pusimos a convencerles. Pusimos todo antes del hecho y pedimos tomar nuestra decisión. No creo que todos los familiares hayan llegado a un acuerdo con esto pero este no es nuestro problema. Estamos contentos.
Más detalles
Devolución de Rellamada
* Required fields